Maridaje de Vinos y Platos “Crónicas de las Redes” qué marida con qué, la pregunta del millón.

Hace algún tiempo que no hablaba en “Crónicas de las Redes” de temas que me llamaran la atención, pero el maridaje de los vinos con los platos, así como la tan extendida creencia por críticos y expertos sumilleres de armonizar sin excusa carnes con vinos tintos, pescados con blancos y postres con olorosos, dulces, cavas o champagne, que he tenido que reflexionar sobre estas afirmaciones tan categóricas para poder sacar mis propias conclusiones.

 Sin poder afirmar que soy una experta en vinos, ya que no lo soy evidentemente, mi padre sí tenia una amplia y bien surtida bodega, por lo que mi niñez y juventud estuvo rodeada de buenos caldos, que por desgracia no pude probar hasta bien cumplida la mayoría de edad.

Eso no es óbice para que de las botellas de buenos, regulares y supongo que algún vino malo pasara por las manos de mi padre, y en sus catas, que compartía con la familia y amigos, supongo que algo de aquel aprendizaje si se habrá quedado en mi memoria.
Soy de la teoría de que no hay una regla exacta para casar un vino con un plato, ya que depende de dónde y con quién lo estés disfrutando, el mismo puede combinar perfectamente con un tinto Ribera, Rioja o de Toro o un Rosado del Penedés, sin afectar para nada en el sabor redondo de la comida en cuestión.
Como comenta José Peñin el gran maestro:

Cuando voy a un restaurante pido el plato y el vino que más me apetece sin tener en cuenta si armoniza. Si no armoniza, basta poner por medio un trago de agua (el agua, parece mentira,pocas veces está ausente en la mesa) y la conversación con mi acompañante, para dejar limpio el paladar dispuesto a apreciar cualquier rasgo de uno o de otro sin que se obstruyan.

Si tengo curiosidad en beber un vino concreto, lo haré acompañar con un plato que no interfiera sus rasgos.
Si por el contrario, tengo curiosidad por un plato, intentaré pedir un vino que no altere o enmascare la creatividad culinaria del menú.

A fin de cuentas, de lo que se trata es de buscar el placer sensorial.

En cuanto a la percepción emocional, es otro asunto, pues es frecuente escuchar entre los catadores a la hora de un examen sensorial, su desencanto por una determinada marca comparándolo con el que tomó emocionalmente en el restaurante.

Mi opinión, que nunca pretende ser la de una experta, es que combinar los vinos con los platos es una experiencia sensitiva, influida tanto por el ambiente como por las circunstancias de la comida o el evento.

Dentro de unos días tengo varias celebraciones, no os las cuento que todo se sabe y una de mis preocupaciones es que los vinos que voy a comprar estén bien embalados y no sufran en el transporte.

Tengan una relación calidad-precio adecuada, ya que no están los tiempos para muchas alegrías, pero que sea cómodo y fácil comprarlos online.

Mi elección entre las muchas ofertas que recibo a diario ha sido, una empresa que tiene muy buena selección de vinos de distintas bodegas, ya sea Rioja, Ribera, Gallegos o Catalanes.

Me he decantado para los entrantes, clásica que es una, por un Ribeiro Colección Costeria, un blanco completo y elegante, elaborado con la variedad treixadura, uva autóctona de Galicia que da origen a la Denominación Ribeiro, en los valles de Ribadavia.

Maridaje de Vinos y Platos "Crónicas de las Redes"

Colección Costeiera Ribeiro

Para continuar la velada, un Rioja Ijalba Reserva 2008, tengo que tirar para mi tierra, que combinará perfectamente con los segundos, un vino de uva tempanillo y graciano de color rubí con notas balsámicasuntuoso y con cuerpo.

Maridaje de Vinos y Platos "Crónicas de las Redes"
Ijalba Reserva 2008

Espero tenerlas en muy pocos días.

Como el vino es uno de los ingredientes principales en muchas de las elaboraciones de mis recetas y de amigos míos, os dejo una selección de las mismas, que seguro que os gustan.

Desde Con un par de Guindillas me he traído este Pollo frito al vino fino, una receta tan sencilla y original que seguro no os queréis perder.

Pollo frito al vino fino

También utiliza el vino en su salsa aurora Bavette, en este Gratinado de Gnocci con salsa Aurora y Mozzarella, mirad que pinta!!

gncchi gratinados salsa aurora

Aunque también podéis utilizar el vino como guarnición haciendo que sea el eje principal del plato, como en esta Gelatina de Vino Blanco para Pastel Frío de Salmón, una textura increíble.

gelatina de vino blanco para pastel de salmón

O haciéndolo parte de vuestras masas de postres como estos Cannolis al Pedro Ximenez con Mascarpone y Crema de Mandarinas.

Cannolis al Pedro Ximenez rellenos de Mascarpone Las Recetas Fáciles de María

Espero que ningún Sumiller se sienta ofendido por mis opiniones, ya que es lo lo que son, opiniones personales nada más.
Sí me gustaría conocer las vuestras sobre el maridaje de los platos con los vinos.
Hasta la próxima Crónica de las Redes.

 

 
Written by maria

Leave a Comment